FASES DE COLOCACIÓN DE UN IMPLANTE DENTAL

FASES DE COLOCACIÓN DE UN IMPLANTE DENTAL

Si pierdes un diente, actualmente tienes a tu disposición diversas alternativas para recuperar tanto la estética como la funcionalidad oral. Podemos destacar el implante como la solución más recomendable y efectiva

Fases de la colocación del implante dental

Este proceso se inicia con un estudio personalizado de las características que presenta el paciente, siendo de vital importancia conocer el estado del hueso maxilar ya que es en esta zona donde tendrá lugar la inserción del implante. En este sentido es necesario que el hueso presente unas dimensiones adecuadas así como también deberá estar en buen estado para que asegure resistencia y durabilidad. En caso de que el paciente no cumpla con estos requisitos existe la posibilidad de solucionar esta situación a través de un intervención conocida como elevación de seno maxilar.

Es momento ahora de hablar de la inserción del implante y, a diferencia de lo que muchos piensan, se trata de una intervención relativamente simple y que consiste en la implantación de la raíz artificial en el interior del hueso y, para ello, se realiza una pequeña incisión en la encía. A día de hoy es común colocar una prótesis provisional después de la intervención con el fin de que cumpla con una labor estética y funcional durante el período que se integra la raíz en el hueso. Esta fase se conoce con el nombre de Osteointegración y tiene una duración aproximada de cuatro meses.

Una vez que se ha producido la correcta integración del implante en el hueso es momento de sustituir la prótesis provisional por la definitiva (atornillando o cementando al implante), siendo este un paso muy simple e indoloro que nos permitirá poder disfrutar de todas las ventajas del implante y es que el paciente podrá llevar a cabo cualquier acción sin ningún problema, como por ejemplo masticar o hablar.

En definitiva, estamos ante un proceso sencillo (aunque se puede prolongar durante meses debido al período de Osteointegración) y que repercutirá numerosos beneficios en nuestro día a día. La implantología nos propone una solución efectiva a la hora de recuperar la pérdida de un diente, siendo un método que nos propone mejores prestaciones en comparación con el resto de técnicas de restauración dental.